Lechazo asado


INGREDIENTES:
Cuarto cordero lechal IGP
Agua
Limón
Sal

CONFECCIÓN:
En Aranda de Duero se utiliza un horno de leña que debe permanecer a 180 grados de temperatura, y que se ha ido calentando lentamente durante toda la mañana con madera de encina con un año de secado. También se puede hacer en el horno de casa y queda también muy sabroso.
Su elaboración se basa sólo en la calidad de la materia prima y en la habilidad del maestro asador; porque simplemente se pone el cuarto de lechazo, cubierto por su propio “epiplón” o ligera “telilla” de grasa sobre un recipiente de barro, en el que previamente se ha rellenado la base con agua y unas gotas de limón. Se añade algo de sal y al horno.
En mitad del proceso, más o menos, se da la vuelta al lechazo, boca arriba, y antes de servir se le arrima al fuego para que la parte de arriba se dore y quede crujiente.
Pasados una hora y tres cuartos estará listo para disfrutarlo acompañado de un buen vino de La Ribera del Duero.

Versión para imprimir